Jun 18, 2011

Posted by in asides, Blog, Featured Articles | 1 Comment

Exhortación, vuélvase el hombre a Dios,Hna.Luisa

Share Button

Exhortación, vuélvase el hombre a Dios

Yo soy Jehová tu Dios, tu Salvador a quien tu esperas.
Siempre hay Palabra para ti, Atiende lo que te entrego hijita

Corazones arrepentidos demando de mis hijos, porque entonces sé que a mi han venido, entregándomelo todo, Yo llevo la carga por ti, Yo te acompaño en el camino y nunca estarás solo. Estoy llamando hijos de las peñas, hijos de la oscuridad de las tinieblas porque fueron empujados a ellas, y saben que de mi necesitan, hijos vuelvan a Mi; Yo soy tu Padre, soy quien te engendró porque te escogí desde el principio, porque aun contiendes conmigo? porque aun te resistes a escuchar mi voz? es que no te basta la obra que hago en mis hijos de luz, de paz, de vencedores en mi nombre?.
Vuélvete a mí y arrepiéntete que ya no tendrás una llamada más, no rogare más por hijos desobedientes, Yo los forme los llame hijos, mas muchos me son rebeldes y van en pos de sus injusticias y no han conocido a quien les dio la vida, vida en abundancia, vida que te trae a mí.

Ya no más he dicho, aun te quedan estas palabras, tómalas hoy o muere con todo el pecado que caerá sobre ti.
Pregunta de mí a mis hijos de obediencia, imita su caminar hacia mí, no hacia los pasos que llevan al mundo porque de ahí los saque.
No mires sus errores para juzgarlos, Yo soy quien juzga y justifica esa es mi obra; No permito al hombre de pecado humillar lo que Yo he salvado.

Donde quieres estar te pregunto hombre que aun leyendo lo que doy no crees,? debo Yo venir nuevamente y morir en frente tuyo para que creas?
No has leído mi Palabra que vine al mundo para salvarlo y me fui a la casa de mi Padre para prepararte lugar y aun volver una vez más y tomarte para que conmigo estés?
En que perdiste tu tiempo te preguntare aquel día, donde pusiste tu confianza te gritare, y allí en tu lamento Yo tapare mis oídos porque te mostrare que tu hiciste lo mismo conmigo y te di tantas pruebas de mi amor y tanto entregue para que a mi vuelvas y te apartaste…
Quieres vivir esa experiencia que será eterna? o quieres volver a mí y sentir mi amor y conocer al único que te ha amado y ha provisto para ti días de gloria en mi regazo, al alcance de mi mano vivirás resguardado de las tinieblas, enseñoreando sobre la creación y en la paz que tu no conoces.

Ven a Mi te llamo, porque he tenido que intervenir así en súplica por mis hijos?, no saben lo que viene, cuanto lamentaras!; he extendido mi misericordia cuanto más me humillaras hombre? Digna hechura de mis manos, semejante a tu Dios cuando volverás sobre tu corazón y me lo entregaras? Apúrate hijo te lo suplico, no más se oirá mi voz ya están advertidos, únete a mis hijos y espérenme pronto muy pronto a ustedes seré propicio.
Ya se han cumplido palabras de mi Palabra y están por cumplirse más y aún más el dolor, la angustia combinada con el pecado encarnado, se vivirá; por ello Voy a rescatarte a librarte de la aflicción y traerte a mi resguardo y tu dirás amen.

Dulces corderitos Yo voy, no dejen de bramar por mí, su fiel pastor ya viene, encontró pastos para que descanses y tengas abundancias, Yo vengo no se separen de la manada ni a la derecha ni a la izquierda, ya no esperen otro pastor, otro guía que les dirá yo los llevo donde El, no! porque Yo mismo vengo por ustedes.
Vivan para mí no para sí mismos.
Tu gloria está cerca, tu gozo empezó el día que a mi viniste.
Mi paz mientras vengo; la necesitan, no se dejen turbar con lo que vean ustedes tienen la respuesta.
Tu Dios tu Salvador ha hablado.

En Cristo
Luisa

¿Quién acusará a los escogidos de Dios? Dios es el que justifica.
¿Quién es el que condenará? Cristo es el que murió; más aun, el que también resucitó, el que además está a la diestra de Dios, el que también intercede por nosotros.
¿Quién nos separará del amor de Cristo? ¿Tribulación, o angustia, o persecución, o hambre, o desnudez, o peligro, o espada?
Como está escrito:
Por causa de ti somos muertos todo el tiempo;
Somos contados como ovejas de matadero.
Antes, en todas estas cosas somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó. Ro.8:33-37

Y os dirán: Helo aquí, o helo allí. No vayáis, ni los sigáis.
Porque como el relámpago que al fulgurar resplandece desde un extremo del cielo hasta el otro, así también será el Hijo del Hombre en su dia. Lc.17:23-24

No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en mí.
En la casa de mi Padre muchas moradas hay; si así no fuera, yo os lo hubiera dicho; voy, pues, a preparar lugar para vosotros.
Y si me fuere y os preparare lugar, vendré otra vez, y os tomaré a mí mismo, para que donde yo estoy, vosotros también estéis. Jn 14:1-4
Y sabéis a dónde voy, y sabéis el camino.

Porque el amor de Cristo nos constriñe, pensando esto: que si uno murió por todos, luego todos murieron;
y por todos murió, para que los que viven, ya no vivan para sí, sino para aquel que murió y resucitó por ellos.
De manera que nosotros de aquí en adelante a nadie conocemos según la carne; y aun si a Cristo conocimos según la carne, ya no lo conocemos así
2 Co.5:14-16

Os lo he dicho, y no creéis; las obras que yo hago en nombre de mi Padre, ellas dan testimonio de mí;
pero vosotros no creéis, porque no sois de mis ovejas, como os he dicho.
Mis ovejas oyen mi voz, y yo las conozco, y me siguen,
y yo les doy vida eterna; y no perecerán jamás, ni nadie las arrebatará de mi mano.
Mi Padre que me las dio, es mayor que todos, y nadie las puede arrebatar de la mano de mi Padre. Jn 10:26-30
Yo y el Padre uno somos.

Share Button
  1. Mildreth says:

    Dios tu eres fiel TE AMOO!!

Leave a Reply

Optionally add an image (JPEG only)